Mojácar

Fin de semana festivo en Mojácar en honor a San Isidro.

 

         A lo largo del fin de semana, Mojácar celebra la festividad de San Isidro,  rememorando así  las raíces agrícolas de este municipio que vivió tradicionalmente de la agricultura y de las actividades y  productos característicos del mundo rural.

         Hoy sábado, el programa de fiestas organizado por el Ayuntamiento de Mojácar , comienza a las 19,00H., en la Fuente, donde se darán cita las carretas participantes en la romería para proceder a su decoración con flores y vegetación autóctona. Punto de arranque de un fin de semana festivo en el que los vecinos, familias completas, se atavían con trajes típicos de Mojácar  o de rocieros.

         Una vez terminada la decoración y una vez listas las carretas para la romería del domingo, también en la Fuente, el Párroco de la Iglesia de Santa María de Mojácar,  Don Miguel Esteban Jerez, procederá a realizar una lectura en honor a San Isidro. El Coro Rociero “Embrujo Rociero”, acompañará esta lectura con canciones rocieras.

         La fiesta continúa y a las 22,30H. se abre, también en La Fuente, una verbena popular amenizada por los grupos musicales “Aire Flamenco” y “Café Cantante”.

         Con todo ya preparado, terminadas las carretas y todo listo para la romería de mañana, la fiesta puede continuar hasta bien entrada la noche. La música, el baile y la buena comida junto a familiares y amigos, es la mejor manera de arrancar cualquier celebración.

         El domingo, a las 11,30H., esta prevista la salida de las carretas y romeros desde la Fuente de Mojácar hasta Sopalmo, pasando por las pedanía de Cuartillas y Las Alparatas,  donde el Ayuntamiento ofrecerá un aperitivo y la Banda Municipal de Música dará la bienvenida a la comitiva.

         En Sopalmo, los romeros instalarán el punto de descanso donde cada familia o grupos de amigos organiza una comida y el lugar de reposo para disfrutar un día en contacto con la naturaleza.

         Las Fiestas de San Isidro se remontan a tiempos inmemoriales donde las carretas eran tiradas por caballerías y los niños se citaban en los caños de la fuente para un dulce “encuentro” que se saldaba a golpe de merengues. Hoy, la cita se mantiene, pero los proyectiles se han sustituido por globos de agua.

         Con pequeñas modificaciones, acordes a las nuevas tecnologías, el caso es que las costumbres y las tradiciones de la Mojácar, cinceladas durante siglos, siguen vivas en el calendario y en los corazones de todos.